FIDEL EN LA TRICONTINENTAL

FIDEL EN LA TRICONTINENTAL

FIDEL VIVE

Foto de Raúl Corrales

REVOLUCIÓN

 

MENSAJES DE AMOR POR FIDEL

 

 

ARSENAL DE IDEAS

 

 

CABALGANDO CON FIDEL

Por Omar Rafael García Lazo*

Contra Venezuela se ha desarrollado una intensa campaña mediática que se esfuerza por posicionar la matriz de “gobierno represor”, con la cual intentan aislar política y diplomáticamente al gobierno de Nicolás Maduro y crear un consenso regional y global que justifique acciones más agresivas contra la Revolución Bolivariana.

Los pilares argumentativos de esta matriz mediática, una entre las tantas que se están utilizando y que alimentan el expediente anti-venezolano, son fundamentalmente dos: las manifestaciones son pacíficas; y el Gobierno usa de manera desproporcionada la fuerza contra el pueblo.

Las acciones de los medios de comunicación públicos venezolanos, así como las colaboraciones y publicaciones de venezolanos honestos en las redes sociales han permitido mellar el cerco mediático y trasladar al mundo la otra verdad sobre estas manifestaciones.

El seguimiento continuo de lo que ha venido sucediendo en las calles venezolanas permite contraponer de forma sintética el actuar de ambos bandos. De esta forma se busca ayudar a desarticular el entramado de falsedades y se deconstruyen los argumentos de la tesis derechista sobre el “gobierno represor”.

A continuación una breve contraposición de los modos de actuar de cada uno de los actores políticos que hoy se enfrentan en las calles de Venezuela. Partamos de una pregunta: ¿Es cierta la desproporcionalidad en el uso de la fuerza por parte del Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela frente a los “manifestantes pacíficos”?

Veamos:

1.    Ambos bandos tienen escudos, cascos y máscaras antigases con sus fuentes estables de suministro.

2.    La fuerza pública tiene la orientación de no disparar proyectiles convencionales ni de goma./ Los “manifestantes” lanzan piedras y objetos contundentes; disparan perdigones y accionan armas de fuego (cortas y fusiles). Se ha reportado el uso de francotiradores contra la fuerza pública.

3.    La fuerza pública lanza bombas lacrimógenas. Los “manifestantes” lanzan bombas incendiarias.

4.    La fuerza pública lanza agua. Los “manifestantes” lanzan heces fecales de disímiles procedencia.

5.    La fuerza pública opera de forma disuasiva. Los “manifestantes” actúan de forma provocativa, agresiva y violenta.

6.    La fuerza pública actúa con responsabilidad política y social.

Los “manifestantes” actúan con ira, odio e irresponsabilidad, usando incluso a niños como escudos humanos y generando terror.

7.    La fuerza pública se esfuerza por proteger las propiedades privada y pública. Los “manifestantes” se ensañan contra la propiedad, sea pública o privada. (Quema de comercios privados, de oficinas públicas, autos, camiones cisterna cargados de combustibles y lotes de ómnibus públicos. Asedio a hospitales, ataques armados a instalaciones del ejército y la policía, entre otras acciones)

8. La fuerza pública ha hecho arrestos amparados en los procedimientos legales. Los “manifestantes” han torturado y linchado a supuestos seguidores del Gobierno.

9. Según fuentes no oficiales y cercanas a la oposición, de manos de las fuerza se presume han muerto 7 manifestantes con respuesta legal en curso que incluye el arresto de efectivos de seguridad. Por las acciones de los manifestantes, ajustándonos a las mismas fuentes, han muerto más de 40 personas. De estos, de forma directa se contabilizan más de 20, la mayoría chavistas, incluyendo 3 efectivos policiales y de la Guardia Nacional y un juez. El resto ha sido por la consecuencias de las manifestaciones: saqueos, accidentes de tránsito, incendios, cierres de vías, barricadas. (La derecha ha inflado artificialmente la cifra de muertos sumando en sus “partes” a víctimas por delitos comunes).

Entonces, ¿quiénes son los pacíficos? ¿De qué lado está la desproporción en el uso de la fuerza y la violencia?

Esta es una verdad que no dirán jamás los grandes medios de comunicación, que responden a los intereses geopolíticos y geoeconómicos de EE.UU. Washington aspira a la desestabilización total de Venezuela y al “linchamiento” del chavismo como fuerza e identidad política. Con ello busca derribar el más fuerte pilar que sostiene aún el esfuerzo integracionista latinoamericano. La solidaridad con la Revolución Bolivariana es hoy, más que un deber, una necesidad.

 

*Analista político internacional cubano

 

Tomado de:

http://espanol.almayadeen.net/articles/main/12017/-represión-en-venezuela-

ULTIMO NUMERO

CONTADOR DE VISITAS

Flag Counter

ESTADISTICA

Miembros : 1
Contenido : 806
Enlaces : 6
Ver contenido por hits : 756503

PRENSA ALTERNATIVA

     
   
   

 

ORG. REGIONALES